¿Cuánto puede costar que tu marca aparezca en horario de máxima audiencia en todas las televisiones del mundo, en todos los periódicos (en papel y electrónicos) e incluso que aparezcan personalidades como Bill Gates o el gobierno de los EEUU hablando de tu marca? No hay duda de que es imposible conseguir una promoción de estas características en plena campaña de Navidad. ¿De verdad?

Esta semana saltó a la actualidad una noticia bastante singular: Amazon, el gigante de comercio electrónico, planeaba realizar los envíos mediante drones dentro de 4 o 5 años. Todos pudimos ver a Jeff Bezos -fundador de Amazon- contándonos cómo planeaba sustituir las furgonetas y los repartidores por pequeños helicópteros no tripulados que dejarían caer los paquetes en los jardines de las casas americanas.

Las imágenes demostraban que no se trataba de una noticia auténtica. ¿Es posible que Amazon lleve años investigando esta técnica de reparto y nos enseñe un inestable artefacto que te puedes construir tú mismo por unos 200€? Si estás interesado, puedes encontrar aquí tus piezas.

Si lo pensamos detenidamente, Amazon no es un líder del mercado en aeronáutica o en robótica. Es líder del mercado en comercio electrónico y gracias a esta noticia, todos nos enteramos de que Amazon puede enviarte a tu domicilio cualquier producto en menos de 2 días en plena campaña de Navidad.

Este caso extremo nos enseña cómo podemos conseguir una campaña con repercusión internacional con un bajo presupuesto. Yo mismo he contribuido a esta campaña con este post, pero pienso que vale la pena reconocer el trabajo bien hecho.

Lo cierto es que, hoy en día, la promoción que mejor funciona es la que se basa en la generación de contenidos, la publicidad tradicional es invasiva. Por ejemplo, estoy viendo una serie en la tele y me ponen unos anuncios que me interrumpen hasta el punto de dejar de ver la tele. ¿Pensamos que es la mejor forma de darnos a conocer a nuestros consumidores o clientes? El marketing de contenidos, nos propone generar información útil para los consumidores potenciales y que sean ellos  mismos quienes demanden esta información. Es decir, es mejor convertirse en el contenido, que invadirlo de forma brusca.

Os invito a que observéis en detalle las estrategias de TVE para introducir patrocinios sin incorporar anuncios o publicidad directa. Esta cadena se está convirtiendo en un escenario magnífico para promocionar productos desde que el gobierno impidió la publicidad directa. ¿No os habéis dado cuenta? ¿Sabéis que denominación de origen de vinos españoles patrocina la serie de televisión Gran Reserva?

¿Sabríais decirme otras campañas de contenidos que hemos visto recientemente?

(function() {
var po = document.createElement(‘script’); po.type = ‘text/javascript’; po.async = true;
po.src = ‘https://apis.google.com/js/platform.js’;
var s = document.getElementsByTagName(‘script’)[0]; s.parentNode.insertBefore(po, s);
})();