Aunque todos los que me conocéis o la gran mayoría sabéis que hace ya mucho tiempo que Juanpa y yo formamos parte de Madresfera, nunca lo había dicho expresamente aquí, en nuestra casa, en nuestro blog. Hoy he decidido saltarme esa norma no escrita y autoimpuesta y contaros cómo vivimos #madresfera8j.

Tengo que decir que fue un día emocionante, el colofón perfecto a muchos meses de trabajo muy intenso, noches sin dormir y muchas alegrías y algún que otro disgusto. Y es que como dije en mi parte de la charla esto es un sueño hecho realidad. Todavía recuerdo cuando siendo una bloguera más de Madresfera estudiaba los secretos del ranking original para lograr entender todos sus secretos, para mí era un juego, un reto personal divertido, qué bueno momentos pasé con mis amigos Bing, Klout y Alexa. Incluso recuerdo aquellos mails intercambiados con los chicos de Google quejándome de mi Page Rank. Al final logré mi objetivo de aparecer en la primera página, pero al estudiar tan a fondo cada parámetro del ranking me di cuenta de que no se ajustaba a la realidad blogueril y que además requería mucho esfuerzo comprenderlo y como madres o padres ya es bastante esfuerzo extra escribir nuestro blog.

Como bloguera de Madresfera tenía una visión clara de cómo me gustaría que fuese el ranking y la compartía con muchas más, deberíamos usar parámetros específicos de blogs y totalmente objetivos como la audiencia, participación o la influencia en las redes sociales, todas las medidas sería transparentes, fáciles de comprender por todos y dejando claro que no se puede medir la calidad que es algo completamente subjetivo. Pronto esa visión fue evolucionando hasta que se materializó en un proyecto. Gracias a los contactos y sinergias que surgieron del #15j pudimos compartirlo con Mónica fundadora de Madresfera y descubrimos que estábamos destinados a colaborar.

Juan Pablo y yo comenzamos a desarrollar el software antes del verano pasado. Éste se convertiría en la base de Madresfera 2.0 depués de asociarnos con Mónica. Dedicarnos al desarrollo de esta plataforma pronto se dejo notar en mi frecuencia de publicación como Base Echo, hasta casi desaparecer del panorama o lo que es lo mismo quedarme muda cada miércoles. Pero todo fue por una buena causa. Juntos Mónica&family y Juanpa y yo transformamos completamente Madresfera y con la colaboración de Esther Gili le dimos una nueva imagen acorde a los nuevos cambios en el ranking y todo lo que lo rodeaba. Pusimos nuestras mentes a trabajar y decidimos volcar nuestros esfuerzos en impulsar y fomentar la comunidad que es ahora Madresfera. Surgieron ideas como los cafés madresféricos donde poder conocernos personalmente, las embajadoras madresféricas para romper barreras geográficas, los temas de la semana para recopilar vuestros contenidos y ayudar a otros papis y mamis a encontrarlos más fácilmente, inaguramos el mReader, el kiosco y el rol lector para dar cabida a nuevas formas de ser parte de Madresfera sin estar necesariamente en el ranking o tener un blog y soñamos con un evento en el que juntar a las mamis blogueras y que fuese una jornada completa donde conocerse, aprender cosas útiles y divertirnos.

El pasado 8 de junio nuestro sueño se hizo realidad, vimos como aquel programa esbozado en un  documento de Google se materializó y superó con creces nuestras expectativas gracias a la ayuda de YO DONA y en especial de Isabel Pardinas e Isabel García Zarza. Fue emocionante cuando pusimos cara a tanta gente no habíamos tenido el placer de conocer previamente pero que seguíamos y admirábamos desde hace tiempo. Nos encantó que aceptaran nuestra invitación y poder charlar con Baballa, Escarabajos Bichos y Mariposas, Molinos, La casita de Martina, La Orquídea Dichosa o Mamá en Alemania. Todos ellos blogs con una trayectoria impresionante, muchas autoras de libros de éxito y algunas de las pocas privilegiadas que viven de su trabajo como blogger. Fue todo un honor que compartieran con nosotros sus comienzos y experiencias y desde Madresfera les agradecemos enormemente haber estado ahí.

Uno de nuestros objetivos fue en la medida de lo posible poder contar como ponentes con nuestras blogueras pues si de algo estamos muy orgullosas es de tener magníficas profesionales en Madresfera.

La mesa de las marcas fue una de las que más exito tuvo gracias a la espontanea intervención de Waleska, elegida como blog favorito de las marcas el año pasado en los premios madresféricos, que dejó patente la necesidad de que algunas agencias y marcas aprendan a aproximarse a los bloggers de manera adecuada. Desmadreando nos mostró también que no todo está perdido y que algunas marcas como las que estaban en la mesa saben también cómo hacer las cosas bien y valorar el trabajo de los bloggers. En este caso particular me pongo de pie porque francamente fue espectacular su intervención, Mónica, eres una excelente profesional y toda una show woman, me encantaste.

Después de comer (o no, porque yo no dejé de hablar y por tanto no probé bocado…) comenzó la jornada de tarde. Los temas más prácticos y útiles pensados para que podamos sacar más partido de nuestros blogs. En muchos casos y debido a la escasez de tiempo se trataba de dar una pincelada, algunos trucos, pero no os preocupéis iremos ampliando cada tema y esperamos que con la inestimable colaboración de los ponentes de excepción que tuvimos.

A mí me encantaron todos, Natalia y Vicent Senón fueron geniales y me quedé con ganas de más. Carlos Bravo es un comunicador nato, una de nuestras primeras apuestas aunque espero que nos dedique otro round para ganarse a la audiencia madresférica que me parece que no la tenía bien estudiada a pesar de ser un papi reciente (por cierto, enhorabuena!).

La charla de seguridad era una de las más solicitadas por nuestra comunidad. Al tratarse en muchos casos de blogs personales con contenido sensible y fotos de los más pequeños es importante estar bien informados de todos los riesgos, siempre sin adoptar una posición alarmista. Un placer contar con Sara BlancoBorja Adsuara.

La última fue la charla de cómo conseguir el blog perfecto para atraer más visitas, una de las más esperadas. Me encantaron los consejos de Lucía M y me encantó volverla a ver. Ojala podamos contar con ella en el futuro para muchas más cosas porque es un placer trabajar con ella y su trabajo es espectacular. Laura Baena demostró su profesionalidad, saber hacer y gracia a un ritmo trepidante, impresionada me dejó con su capacidad para explicar tantas cosas tan bien en tan poco tiempo, un 10. Isabel Leyva demostró que sabe lo que hace, me conquistó desde el primer momento y supo explicar todo de una manera sencilla y superdivertida, me quedo con su transparencia final. Y Beltzane nos explicó como sacar partido de los concursos y sorteos en las redes sociales para ganar más audiencia para nuestros blogs. Aprendimos muchas cosas que seguro que muy pronto ponemos en práctica, gracias amiga y siento que te tocara la última, aunque venciste por goleada al olor a jamoncito y los camareros desfilando por los pasillos!

Y después de toda la jornada vino la cena, la #fiesta8j. Ya más tranquilas, pero muy cansadas pudimos disfrutar por fin del momento desvirtualización, charlar tranquilamente, bebernos una cañita y tomarnos unos canapés a gusto. Siento que me quedé sin conocer personalemente a mucha gente pero muy pronto habrá nuevas ocasiones.

Si me preguntan ¿Cuál fue tu momento más especial del día? Sin duda vuestra acogida, vuestro aplauso y vuestro cariño. Nos hizo sentir que todo el trabajo, esfuerzo y dedicación tenía sentido y que las dos familias que estamos detrás de este proyecto tan bonito ya somos sólo una, muy muy grande, con más de 1100 churumbeles virtuales.

Imagen extraida del blog Bienvenido a Babia
 GRACIAS a todos!!!